Blog

La escuela del engaño que promueven Rodolfo Hernández y Saúl Cruz

Lo hecho por Cruz Bonilla tiene la misma base ética y moral del gobierno del alcalde Hernández. Hacerse zancadilla y echarle la culpa al Concejo Municipal de que no lo dejan avanzar en su trabajo.

Por: Henrique Gómez Paris

Columnista de Opinión

@hgomezparis

Junio 8 de 2017

No ha salido el país de la indignación del hecho que produjo el funcionario Saúl Cruz en el Congreso de la República, cuando el alcalde de Bucaramanga aplaude de frente esa conducta. Un importante comunicador de la ciudad me contaba el miércoles con asombro, que en el acto de entregas de becas de Colfuturo, el alcalde Rodolfo Hernández instruyó sin ningún asomo de vergüenza a los jóvenes que se perfilan como prominentes profesionales, sobre las ganancias que produce en la vida manejar las emociones de las personas.

Pues eso fue lo que intentó hacer el subsecretario del Senado Saúl Cruz Bonilla, cuando se abalanzó sobre un camarógrafo que lo seguía para una declaración, y corrió a acusarlo en público y en sendas ocasiones ante efectivos de la Policía, argumentando que había sido golpeado en la cara por el reportero y con su herramienta de trabajo. No contento con ello, entró a la plenaria del Senado y pidió la palabra para denunciar el hecho. Al manejar las emociones de los congresistas, voceros e integrantes de varias bancadas reaccionaron en contra del medio de comunicación para el que trabaja el acusado. No hubiera resultado tan grave el hecho como la consecuencia del mismo, que le pudo costar el puesto al camarógrafo y una demanda por lesiones personales. Afortunadamente, Noticias Uno obtuvo pruebas contundentes que desminiteron el engaño del funcionario.

Lo hecho por Cruz Bonilla tiene la misma base ética y moral del gobierno del alcalde Hernández. Hacerse zancadilla y echarle la culpa al Concejo Municipal de que no lo dejan avanzar en su trabajo, es la banderita con la que el Alcalde arranca aplausos y mantiene distraída al 37 por ciento de la opinión que aprueba su gestión en las encuestas. Y lo mas grave es el resultado, pues mientras le toma tiempo a la ciudadanía hacer conciencia del engaño de Rodolfo, la Ciudad va perdiendo terreno con respecto al cumplimiento de las promesas de campaña del Alcalde y de la solución de sus problemas, por cuenta de la pelea que montó y extiende en el tiempo con el Concejo.   

Y lo hace porque sabe que es efectivo. Lleva año y medio gobernando a punta de discursos que la gente escucha porque coincide con sus inconformidades frente a la clase política, y con ello logra distraer a la opinión de todas las promesas incumplidas como las 20 mil viviendas gratuitas o la reforma para que Bucaramanga cuente con un 'Metrolínea estrato 20'. El caso más evidente es el reciente escándalo en torno al pico y placa, medida que venía funcionando sin problemas y beneficiaba la movilidad de la Ciudad. A sabiendas que cualquier modificación requiere de socializarla con la gente y elaborar un estudio que asegure su adecuada implementación, el Gobierno Municipal omitió esos pasos para imponer a la brava el cambio para el Centro. La reacción lógica al no socializar, es que la gente proteste mediante marchas y manifestaciones.

Acto seguido, se riegan por redes sociales fotos de las protestas populares con imágenes de concejales apoyándolas, para mandarle a la opinión el mensaje de que no se están afectando a los comerciantes sino que los concejales salen a alborotar a la gente. Y como la medida está mal implementada, pues lo lógico es que despierte demandas en contra, y ante eso ponen también a circular memes y noticias en donde le endilgan la culpa a los Concejales de no dejar reactivar el pico y placa, cuando saben que los cambios que han hecho están plagados de errores de procedimiento.

La escalada ya dejó de ser una estrategia de redes, para pasar a ser promovida por Vanguardia Liberal, cuyo propietario está comprobado que le aportó dinero a la campaña de Hernández, quien en su momento aseguró en público que no recibió un solo peso de particulares para su aspiración (porque sabe que lo que importa no es decir la verdad, sino lo que la gente quiere oír).

 

3 aportes que suman mas de 100 millones hizo el dueño de Vanguardia Liberal a campaña de Rodolfo Hernández

 

Entonces Hernández logra dañar la medida de pico y placa y echarle la culpa al Concejo. Y para que la ganancia se sostenga, no le dá solución al problema, pudiéndolo hacer, ya que el Código de Tránsito le otorga facultades al Alcalde para implementar el pico y placa desde su despacho. Pero, ante el populismo que aun tiene adeptos, nos toca seguir sometidos a una agenda de escándalos engañosos sobre temas poco reelevantes, para que el Alcalde logre que le digan que es muy bueno porque combate la corrupción y no porque cumplió con lo que le prometió a sus electores. Acá no se trata de inteligencia sino de mover emociones y así fue como gané la Alcaldía, reconoció el mandatario ante  jóvenes que alcanzaron becas para su formación profesional en franca lid (es decir, sin engañar a nadie).

 

 

Comentarios de Facebook
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

veinte − 12 =

Más populares

To Top