fbpx

REPLICA

Marzo 14 de 2019

Ruby Morales
Columnista de opinión

Una bandera blanca se elevó con el primer ejercicio público del Estatuto de la Oposición mediante la réplica, pronunciada en enérgica y clara voz de mujer de Juanita Goebertus, Representante a la Cámara por Alianza Verde, en representación de la oposición política en Colombia.

Replicó la postura del gobierno y las objeciones del ejecutivo a la Justicia Especial para la Paz, encrucijada que de nuevo tiene al país entre quienes privilegian la paz, el estado social de derecho y la democracia, y quienes con frío cálculo, esgrimen las banderas del poder, la impunidad de sus líderes y la defensa de privilegios a toda costa.

Se llamó al respeto de la separación de poderes, los acuerdos de paz de la Habana y el derecho de verdad, justicia, reparación y garantía de no repetición.

La réplica política es el resultado del esfuerzo denodado de miles de colombianos en intensas luchas políticas y jurídicas, satanizadas por los poderosos que han silenciado, perseguido y masacrado para ocultar la voz de quienes piensan y sienten de modo generoso el paso de la vida en comunidad.

Es un homenaje a los innumerables sacrificios de líderes que pensaban en el bien común, desde el propio Simón Bolívar, traicionado en la noche septembrina y condenado a morir perseguido en Santa Marta.

Es una flor de esperanza en memoria de líderes de oposición de todos los tiempos, desde la cacica gaitana y los pueblos ancestrales exterminados que hicieron digna resistencia al invasor; es la voz en llamas de José Antonio Galán y de miles de hombres y mujeres comuneras rebeldes que ofrendaron sus vidas por la libertad.

Es una canción que retumba en la memoria de magnicidios como el de Jorge Eliécer Gaitán, Luis Carlos Galán, Carlos Pizarro, Bernardo Jaramillo, Jaime Pardo Leal, Álvaro Gómez…. todos ellos lucharon por la vida, la democrácia y reclamaron justicia social al ‘régimen’ antes de ser acallados.

Esta primera réplica es el esfuerzo civil de la política de las ideas contra la política dictatorial y la violencia ofical, cuando no, la oculta arma criminal.

La réplica es el anhelado respiro de la fuerza de los argumentos civilizados contra la imposición de la violencia y la perversa conveniencia de la guerra.

Bienvenidos la razón y el corazón hechos palabra de poder, para ayudar a cuestionar, reorientar los caminos equivocados, los intereses mezquinos y el encubrimiento de la verdad de crímenes atroces, la ostentación de privilegios y la obligación de reparar a las víctimas.

El derecho de la oposición es de todos modos, el poder emergente de quienes antes y ahora han sido opción real en la competencia del poder.

La negación de la oposición nos sumió a 60 años de lucha insurgente envilecida.

El derecho urgente es por la política real que nutre el valor humano y la vida digna. Es por la no repetición de la guerra.